Memorias / Noticias

15.Ene.2014 / 08:00 am / 1 Comentario

Prensa PSUV.- “La discriminación es un perro infernal que ladra a los negros en todos los momentos de su vida, para recordarles que la mentira sobre su inferioridad es aceptada como verdad en la sociedad que los domina”, (discurso ante la Conferencia de Líderes Cristianos del Sur, 16 de agosto de 1967).

Hoy se cumplen 84 años del natalicio de Martin Luther King, gran activista y luchador norteamericano que luchó por los derechos civiles de los afroamericanos, contra la guerra de Vietnam, contra la pobreza y por la paz.

Luther King nació el 15 de enero de 1929 en Atlanta (Georgia). En 1951 se Graduó en el Crozer Theological Seminary, y realizó estudios de posgrado en la Universidad de Boston. Allí entró en contacto con las ideas del pacifista y nacionalista hindú Gandhi, las cuales se convirtieron en el centro de su propia filosofía de vida y lucha política. La prioridad del movimiento de Luther King fue la de no responder a la violencia con más violencia. Esta lógica fue entendida como estrategia principal de su resistencia.

Este líder negro, organizó y llevó a cabo marchas por el derecho al voto, la no discriminación, y otros derechos civiles básicos. La mayoría de los cuales fueron promulgados en las leyes de los Estados Unidos con la aprobación del Acta de los Derechos Civiles y el Acta de los derechos de votación.

Luther King, es tal vez más famoso por su discurso “I Have a Dream (Yo tengo un sueño)” dado en frente del Monumento a Abraham Lincoln durante una Marcha.

El vil asesinato de Luther King ocurrió el día 4 de abril de 1968, cuando un francotirador le disparó mientras se encontraba en el balcón de un motel de Memphis, Tennessee. Enseguida, circularon historias de encubrimientos y complicidad del gobierno, sospechas que no han disminuido con el tiempo.

Se ofrecieron varias versiones sobre el asesinato de Luther King, desde la historia “oficial” de 1968, que consideraba a James EarlRay, un delincuente de poca monta, como el único autor del asesinato. Hasta la declaración posterior que realizó James EarlRay, afirmando que fue víctima de la trampa que le tendió “Raul”, el verdadero asesino; o la versión de 1978, del informe del Comité sobre Asesinatos de la Cámara de Representantes, que declaraba que James EarlRay fue únicamente el ejecutor de una conspiración.

También existe la teoría de que las agencias del gobierno federal estaban detrás de Martin Luther King y tenían más motivos para eliminarlo que el propio James EarlRay.

El crimen fue el resultado de una furiosa campaña en la prensa y canales de televisión contra Martín Luther King, a quien acusaban de intentar dividir a Estados Unidos y servir a la causa comunista. Además de la campaña mediática se hicieron circular millones de volantes y caricaturas ridiculizando a los negros. En uno de sus discursos, King dijo: “Tengo un sueño: Que algún día todos los hombres sean iguales…”, frase que se convirtió en el emblema de la lucha por la igualdad racial.

A pesar de las luchas de Luther King, la segregación racial sigue vigente en Estados Unidos. Los maltratos a la población negra e hispana, la violencia policial en las calles, las decisiones discriminatorias en los tribunales de justicia, los bajos salarios y la abierta discriminación en el otorgamiento de viviendas, empleos, acceso a los hospitales, al seguro, comprueban a un imperio racista.

En los últimos años ha sido denunciada la discriminación en las Fuerzas Armadas y en las operaciones militares. A los negros se les asignan las misiones más peligrosas y arriesgadas en la guerra de Irak, Afganistán y en cada uno de los pueblos invadidos hoy por el imperio. No es extraño que la mayoría de las bajas en la guerra en Irak y Afganistán sean de origen afroamericano e hispano.

La discriminación racial sigue presente y se evidencia con la política contra los inmigrantes hispanos, en el asesinato de miles de mexicanos que buscan una oportunidad de llegar a Estados Unidos a través de la frontera, y la construcción de un muro para separar la frontera con México.

Sin embargo, de manera modesta, pero constaste, muchos inmigrantes y afrodescendientes siguen luchando en las extrañas del monstruo, por una sociedad más justa y humana, que no castigue por la raza o por el color. Hoy, a pesar de las difíciles condiciones, millones de inmigrantes que habitan en Estados Unidos, siguen ‘Teniendo Un Sueño’.

 

Comentarios

16.Ene.2014 09:28 am
jesus guevara (Distrito Capital) dijo:

Quiero manifestar estimado camaradas lo orgulloso que me siento de haber nacido en esta maravillosa patria y más aun en estos tiempos de revolución y ser un ciudadano afrodesendiente donde nuestro comandante HUGO CHAVEZ dignifica a nuestra raza dando más oportunidades creando programas sociales y nuevas universidades para el pueblo humilde sin distinción de raza como lo hicieron todos los gobiernos anteriores por eso el COMANDANTE CHAVEZ se fundió en nosotros y con la alegría más grande y con el compromiso más serio de continuar su legado juro ser leal y juro que pondré mis máximos esfuerzos para continuar nuestra lucha revolucionaria bolivariana chavista socialista. Y honor y gloria a nuestro máximo líder unidad lucha batalla y victoria. Chavez vive maduro sigue independencia y patria socialista. Viviremos y venceremos hasta la victoria siempre

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve