Noticias

17.Abr.2017 / 02:47 pm / Haga un comentario

Nicolás Maduro

Foto:Prensa Presidencial

El presidente de la República, Nicolás Maduro, indicó que el pueblo venezolano firme a las doctrinas revolucionarias y sólidos pensamientos históricos heredados de los luchadores independentista ha superado la traición de la oligarquía que se arrodilla ante los factores imperiales.

Durante la conmemoración del séptimo aniversario de la Milicia Nacional Bolivariana, desde el Palacio de Miraflores, en Caracas, el jefe de Estado, señaló que las cinco revoluciones encabezadas por Zamora, Guaicaipuro, Cipriano Castro, Fabricio Ojeda y Hugo Chávez fueron apuñaladas por quienes entregaron la patria a las potencias imperiales.

“No es tiempo de traidores ni de traición, que cada quien se defina, si estamos con la patria o con la traición. Si estamos con el pueblo de Bolívar o con aquellos que se arrodillan a los factores imperiales del poder, no es tiempo de vacilación es tiempo de Revolución”, enfatizó.

En este sentido, Maduro indicó que el primer revolucionario traicionado fue Guaicaipuro, que por defender los derechos de los indígenas fue asesinado por el imperio español.

En el siglo XIX, la causa independentista liderada por Bolívar y Sucre fue embestida por la conjura de Santander en Colombia, Juan Flores en Quito y José Antonio Páez, despojando al pueblo de los sueños de igualdad, justicia y libertad.

Con Ezequiel Zamora, quien construyó un ejército popular de hombres y mujeres revolucionarios, “la revolución sufrió de nuevo los embates de la traición comandada por la oligarquía española, que no dudó en acabar con la vida del soldado del pueblo y los sueños de soberanía y libertad del pueblo venezolano”.

Asimismo, el jefe de Estado señaló que a inicios del siglo XX el soldado nacionalista, Cipriano Castro, ante los ataques perpetrados por las potencias imperiales llamó al pueblo a la unión nacional para derrotar las pretensiones de los imperios que tenían como objetivo dominar la riqueza petrolera, para luego entregarla a las empresas transnacionales.

“El imperio norteamericano compró al entonces vicepresidente Juan Vicente Gómez, quien le entregó el dominio de la riqueza a las grandes transnacionales imperiales (…) El pueblo no tenía formas de organización, no había un proyecto, ni un liderazgo en común”, aseveró.

Luego de varios años de dominio imperial, el 23 de enero de 1958, la unión cívico militar encabezada por Fabricio Ojeda trató de conquistar el poder para el pueblo, el cual le fue arrebatado por las maniobras, los acuerdos de las cúpulas y los caudillos dominados por el imperio norteamericano que consideraba a Venezuela como su patio trasero.

AVN
 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve