Noticias / Opinión / Roberto Malaver

2.Feb.2016 / 11:10 am / Haga un comentario

Foto: Archivo

Foto: Archivo

Mientras disfrutaba de una langosta en la tasca Puerto de Palos, donde siempre hay un Colón, el siquiatra Sigmund Peñalosa comentaba con uno de sus pacientes que lo invitó a comer: “El diputado de Segundo Justicia, Julio Borges, propuso una ley que ya fue aprobada en primera discusión y los chavistas se dieron cuenta de que es una verdadera ley disfraz, porque lo que esconde es la privatización de las viviendas, o  maquetas, como las llamó él en su momento”. El paciente comentó: “Humjú, ¿qué le parece compadre?” Es importante decir que el paciente del Dr. Peñalosa sufre del mal de creerse Juan Vicente Gómez.

Un poco más allá el diputado Ismael García, miembro de la Comisión de Controlaría en la Asamblea Nacional, discutía con el diputado Edgard Zambrano: “Es que no se me va a salvar nadie, todos los que tienen plata en Andorra van a ser interpelados por mí. Les voy a quitar la máscara”. En ese momento se acercó Romualdo, el jefe de los mesoneros, con la botella de Buchanan´s 18 para servirle un  whisky y aprovechó para preguntarle: “¿Y dónde queda Andorra?”. García lo vio con cierta malicia y le dijo: Yo no sé dónde queda esa vaina, Romualdo, lo que sé es que si todos tienen los reales allí, van a tener que decirlo”

Romualdo, al alejarse de la mesa pensó: “Y este Ismael Garcìa no es el mismo que fue denunciado por corrupto cuando fue alcalde en la Victoria, estado Aragua, que incluso decían las malas lenguas que se había comprado una finca que llamó “Falcón Crest”.

Romualdo se acerca a la mesa del siquiatra Peñalosa y le pregunta si desea algo más, y el paciente dice: “Humjú, ¿qué le parece al compadre? Y Peñalosa dice que está bien y aprovecha y le pregunta a Romualdo: ¿Qué le parece que Julio Borges dio el grito de carnaval en la Asamblea? Y Romualdo riéndose contesta. “No Doctor, ese grito lo dieron desde el mismo momento en que llegaron allí. Nuestro cliente Ramos Allup se quitó la máscara de una vez y comenzó a hacer todo lo contrario de lo que había prometido. Fíjese usted que cuando le reclaman la promesa de acabar con las colas, el tal diputado, un tal Berrizbeitia, dijo que eso había sido un slogan publicitario, una cosa de márquetin político. Es decir que el carnaval tiene rato allí, mi Doctor”

El Dr. Peñalosa entendió que Romualdo estaba muy bien informado, por eso le continuó preguntando. “Yo lo decía por la ley disfraz, esa que pretenden aprobar con el cuento de hacer propietarios a los que tienen vivienda, y ya sabemos que lo quieren es entregarle suelo y vivienda a los banqueros”.  “Y lo peor Doctor – responde Romualdo- es que el diputado Borges siempre contó veintidós viviendas y ahora reconoce que son más de un millón. Es decir, que el carnaval del mundo se seguirá viviendo allí.”

Y en ese momento Romualdo fue interrumpido por un grito del diputado García que le decía:“Romualdo, Romualdo. Aquí es, aquí es”.

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve