Noticias

20.Jul.2016 / 08:09 am / Haga un comentario

Foto: Prensa Presidencial

Foto: Prensa Presidencial

Este 19 de julio, cuando se cumplieron 37 de la victoria de la Revolución Popular Sandinista sobre la dictadura en Nicaragua (1937-1979), el Presidente Daniel Ortega recordó que las luchas históricas de los pueblos han estado encaminadas a su empoderamiento y, con ello, derrotar la dominación imperial y los planes neoliberales.

Ante esa realidad, dijo, los poderes imperiales han enfilados sus planes de dominio en contra de los gobiernos progresistas y populares, con la utilización de sectores subordinados a sus intereses, tal y como ocurrió en Nicaragua en 1990.

Desde la plaza de La Fe Juan Pablo II, ubicada en la avenida Bolívar a Chávez, en Managua, donde se celebró el 37 aniversario del triunfo de la Revolución, rememoró que tras el triunfo del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) el 19 de julio de 1979, poniendo fin la dictadura de Anastasio Somoza Debayle, el último de esa familia que ocupó el poder (1937-1979) y que, posteriormente, trajo consigo la reivindicación de las luchas sociales, el imperio comenzó su contraofensiva.

Esta contraofensiva, signada por campañas amenazantes y terrorista, cerco económico y la guerra financiada y organizada por Estados Unidos, derivó “en un revés, una derrota” para el FSLN, que perdió las elecciones en 1990 ante una coalición que reunió a todas las fuerzas políticas opositoras.

En esa oportunidad, recordó,  se dieron unas “elecciones que no fue democracia, porque el pueblo fue a votar bajo la amenaza y el terror impuesto por el imperio yanqui, y miles de muertos”, y mencionó que entonces quienes habían militado en el FSLN, “con los discursos más radicales (…) decidieron tomar otro rumbo y empezaron a criticar al FSLN, buscando como congraciarse con la burguesía, la oligarquía y con el imperio (…), se venía caminando del brazo de la derecha”.

Esos planes imperiales, que buscan quebrantar las fuerzas revolucionarias no descansa en sus intentos de imponerse y de aplicar su domingo y tutelaje en contra de los pueblos, y en ese sentido advirtió sobre el actual ataque contra Venezuela, país en la que la Revolución Bolivariana han dignificado al pueblo venezolano.

En ese sentido, el Mandatario nicaragüense recordó que la verdad y la lucha de los pueblos decididos a ser libres, independientes y soberanos se impondrá, como ocurrió en Nicaragua, que 17 años después de aquel revés de 1990, por la vía de las urnas, el Frente retornó al Gobierno y con ello dio inicio a una nueva etapa de políticas sociales que han reivindicado las luchas de los nicaragüenses.

En Nicaragua y en los pueblos con convicción y raíces profundamente antiimperialista saldrán victoriosos por “la consciencia, la voluntad, el coraje y el patriotismo”.

“Nos gustaría que los yanquis sean inteligentes y que sean respetuosos; que sean respetuosos con Venezuela, con Nicaragua, con los pueblos de Nuestra América, con los pueblos del mundo y con el hermano pueblo cubano, que se levante el bloqueo”, manifestó.

Siglo XXI debe ser de la justicia

Asimismo, el Presidente Daniel Ortega se refirió en la necesidad de avanzar en lo que resta del siglo XXI en pro de la humanidad y la salvación del planeta.

Recordó que en el mundo cuenta con la tecnología necesaria y el recurso humano para potenciar el desarrollo agroalimentario, así como en materia de salud, infraestructura, por lo que que se requiere de voluntad de los gobiernos para que los mismos sean colocados al servicio del pueblo, para acabar con el hambre y la pobreza.

El mundo cuenta con “los suficientes recursos y el capital para que desaparezca la pobreza en el planeta”, subrayó, al tiempo en que insistió en que para ello también se deben superar las políticas diplomáticas.

Asimismo, indicó que también se debe sumar esfuerzos para generar un modelo sostenible cimentado en armonía con el medio ambiente –para contrarrestar los efectos del calentamiento global–, respeto a la diversidad y soberanías, justicia y equidad para asentar la paz en la región.

Todo ello, dijo que es importante porque se debe revertir los efectos del calentamiento global, que trae como consecuencias impactos negativos en sus economía y en el aspecto social, sobretodo sobre las naciones más vulnerables, como los países costeros y las islas propensas a desaparecer por el aumento del niveles del mar.

AVN

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve