Memorias / Noticias

22.Dic.2015 / 12:18 pm / Haga un comentario

Foto: Archivo

Concertista y compositora venezolana de fama mundial, considerada como la más grande pianista durante los siglos XIX y XX, considerando lo inusual de que una mujer de su época se dedicara a esa profesión. Teresa Carreño, nació el 22 de diciembre de 1853 en la ciudad de Caracas. Hija de Manuel Antonio Carreño y de Clorinda García de Sena y Toro. Inició sus estudios de piano con su padre y los continuó con Julio Hohené. El 25 de noviembre de 1862 con apenas 9 años de edad, dio su primer concierto en el teatro Irving Hall de Nueva York.

En 1873 se casó con el violinista Emile Sauret, pero se divorció en 1875 para casarse al año siguiente, con el cantante de ópera Giovanni Tagliapetra. Posteriormente, con su segundo marido funda una empresa de conciertos, la Carreño-Donaldi Operatic Gem Company. A mediados de 1885, volvió a Venezuela luego de una ausencia de 25 años, al ser invitada por el presidente Joaquín Crespo a dar un concierto en Caracas. En 1886 durante el tercer período presidencial de Antonio Guzmán Blanco, conocido como la Aclamación (1886-1888), fue comisionada para organizar la siguiente temporada de ópera de Caracas.

De regreso a Europa luego de cumplirse la sentencia popular que reza que nadie es profeta en su tierra, Teresa Carreño se desempeñó como solista de la Orquesta Filarmónica de Berlín.

Al estallar la Primera Guerra Mundial, inició una gira por España, Cuba y Estados Unidos donde falleció el 12 de junio de 1917.víctima de un agotamiento general debido a los largos años de excesivo trabajo. Entre sus obras como compositora figuran: Himno a Bolívar; Saludo a Caracas; el vals A Teresita, dedicado a su hija; el Cuarteto para cuerdas en si bemol y el Bal en revé opus 26. Sus cenizas fueron traídas a Venezuela en 1938 y desde el 9 de diciembre de 1977 reposan en el Panteón Nacional. En su honor, el principal complejo cultural de Caracas inaugurado en 1983, lleva su nombre.

Con el Mazo Dando

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve