Noticias

2.Jun.2015 / 07:53 am / Haga un comentario

Fotos: Misión Verdad

Luego de que Patricia de Ceballos recibiera la horrorosa noticia sobre la aplicación de la máquina de afeitar en la testa del marido como consecuencia de su traslado de Ramo Verde hacia el Centro de Reclusión de Procesadas y Procesados 26 de Julio (estado Guárico), lo cual constituye una franca violación de los “derechos humanos estilísticos” consagrados en la Declaración de los Derechos del Hombre Metrosexual, se dio inicio a una campaña de solidaridad exageradamente superficial que sólo puede producir un pseudodirigente venido a menos como Daniel Ceballos.

La impresionante capacidad que posee el escuálido para autoboicotearse y fabricarse su propio malestar no tiene límites, hoy sigue demostrando la frivolidad que contiene este tipo de acciones. Las guarimbas del año pasado demostraron que tienen la voluntad de incendiar y dañar las calles por donde transitan diariamente, sin que eso significara violentar la comodidad doméstica y sifrina que habita en sus casas y apartamentos: ninguno de ellos quemó sus colchones, sus artefactos electrónicos, sus reliquias familiares ni nada parecido.

El ejercicio de la solidaridad como lo conocemos requiere de algún sacrificio propio, que muchas veces resulta ser doloroso, incómodo o desagradable del que se solidariza, se hace para enviar una señal de fuerza al “agraviado” compañero de lucha. Pero la guarimba capilar en solidaridad con Daniel Ceballos refleja exactamente todo lo contrario: el sacrificio es “fashion” y con elegancia. Y aunque más de uno sufrió el drama de ser trasquilado (por convicción o por omisión), la vanidad y la pose como mecanismo de lucha en el actual contexto político plantean bien sus objetivos a largo plazo. Nos estamos riendo tan sólo del inicio.

Luego de largas horas de discusión, a nuestra redacción le resultó imposible clasificar y calificar los cortes de pelo de los activistas de plastilina de Voluntad Popular. Tenga en cuenta que en Misión Verdad rara vez nos peinamos, los dueños de esta maquila de propaganda casi nunca nos dan chance para cuestiones personales. Por lo tanto se los mostramos en orden aleatorio y sin puntaje específico. Escoja usted mismo la potencia de su carcajada frente a tanta carencia de afecto.

1. Como quien aprovecha este “acto de solidaridad” para echarse más tinte en el pelo y pintarse la boca ante la cámara.

2. No hay corte de pelo que mejore la cara de un asesino serial.

3. El doble venezolano de Sammy Sosa (suponemos por el blanqueo de piel).

4. ¿Grafilado o escalonado? ¡Fuerza Cebi!

5. Con estilista, sin estilista.

6. El planchado solidario.

7. El talco no oculta el trasquile.

8. ¡Va la foto, actúa normal!

9. Trasquile bandera.

10. Trasquilado por el Rabino.

Misión Verdad

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve