Noticias / Opinión / Roberto Malaver

1.Jul.2018 / 01:04 pm / Haga un comentario

Borges

Lo que queda de la oposición se reúne de urgencia para sacar un comunicado contra el alcalde de Manaos, en Brasil, Arthur Virgilio Neto, por irrespetar al respetado Vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence.

Sonaron las alarmas en los miembros caídos de la oposición. Los celulares comenzaron a sonar desde temprano en varias quintas del este de Caracas y en otras importantes urbanizaciones del estado Zulia, Aragua, Carabobo y Táchira. La noticia era alarmante. Y la daba al mismo tiempo una persona que llamaba desde Estados Unidos y en una sola llamada se comunicaba con todos, como si estuviera en un mitin: “Amigos, es Julio Borges, desde aquí, desde el país más querido por nosotros, me informaron que el alcalde de Manaos, un comunista, seguro, acaba de mandar para su casa a nuestro Vicepresidente Mike Pence, y ustedes tienen que hacer algo, sacar un comunicado, alguna cosa, porque tienen que justificar la ayuda humanitaria que Trump les ha dado. Cambio y fuera”. Muchos de los que recibieron la llamada estuvieron a punto de decirle algo a Julio Borges, pero el hombre cortó y los dejó con la palabra vividor en la boca.

Después los distintos miembros de la oposición se llamaron uno a uno para ponerse de acuerdo: “Orden es orden –dijo Ramos Allup. Y hay que acatarla”. Y desde La Victoria, derrotado, contestó Ismael García. “Hay que ir. Díganme dónde hay que firmar, que yo firmo”. Cuando Omar Barboza llamó a Andrés Velásquez para invitarlo a la reunión, Velásquez, de lo más alegre, cuando vio que lo llamaba Omar Barboza no esperó y le preguntó. “¿Te unes al paro nacional?” Barboza lo mandó a callar y le dijo que lo esperaban en  la Quinta Statu Quo, porque se mudaron de la Quinta Caviar, porque subió el alquiler, y ahora es impagable,  y por lo visto, nadie la quiere alquilar más, porque saben que ahí se reunía la gente de la oposición, y eso es pavosísimo.

Ramos Allup se despidió de su armadura y de su señora y dijo: “Chao, mi amor, voy a poner en movimiento el motor arrechísimo, para ver si Dios quiere y salimos de la dictadura.” Y cuando llegó a la nueva sede clandestina de la oposición, la quinta Status Quo, entró, y viendo los salones, dijo: “Cuando terminemos esta reunión tenemos que inaugurar los salones”.

Omar Barboza ya estaba sentado al frente del auditorio, y con una serie de informaciones en fotocopias en sus manos, que le había dado su secretario, y comenzó a decir: “Lo que dice el compañero Julio Borges es cierto. El alcalde de Manaos mandó a nuestro querido Mike Pence para su casa, le dijo un montón de cosas, porque parecía que Pence estaba en su patio trasero, y eso no es así, le dijo el alcalde”. Una vez que todos tuvieron la información veraz, Marquina dijo: “Hay que escribir el documento donde protestamos airadamente ese irrespeto contra Pence”. “Yo lo puedo escribir”- dijo Ismael García, y todos comenzaron a reírse. “No me digas que fuiste a la Misión Robinson, Ismael”- le dijo Andrés Velásquez.

Ramos Allup, como constitucionalista, escribió el documento que arrancaba diciendo: Nosotros, los demócratas aquí presentes, denunciamos el atropello contra el compañero Vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, por parte de un desalmado, de un lechuguino y petimetre alcalde de Manaos. Y al final firmaron y lo enviaron con copia al presidente de facto, Michel Temer, y al presidente Trump, y al vicepresidente Pence.

Al final, cuando Barboza leyó en voz alta el documento dijo: “Comuníquese y publíquese”. Ramos Allup, le dijo: “No estamos en la Asamblea, Omar, eso no lo podemos publicar porque no tenemos papel. Y entonces Barboza terminó diciendo: “Ha Concluido el acto”.

@robertomalaver

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve