Noticias

12.May.2016 / 12:53 pm / Haga un comentario

Panamá Papers

Foto: @teleSURtv

La aparición de los papeles de Panamá y, sobre todo, el modo en que los medios han ido desvelando los protagonistas de las cuentas ha dejado en evidencia sus dobles raseros y servidumbres. Es verdad que en algunos casos no disponían de la información, el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación no proporcionó toda la documentación disponible, sin embargo el modo en que la prensa hizo públicos o silenció los nombres ha sido muy elocuente. La primera información curiosa que descubrimos es en El País eligiendo como titular de su primera noticia a Putin: “La mayor filtración de datos sobre sociedades opacas señala a Putin” (3-4-2016). Pero el nombre del presidente ruso no aparecía. La expresión “señala a” no posee ningún rigor periodístico. En cambio, silenciaban a nuestro vecinos Marine Le Pen y al rey de Marruecos, cuyo secretario personal sí se encontraba.

Los medios difundieron desde el primer momento a Pedro Almodóvar y dejaron en segundo término a la familia Domecq, a pesar de que este segundo caso era más insultante puesto que, a través de sus 42 sociedades, habían cobrado 36,6 millones de euros de ayudas de la PAC en los últimos años. Además la empresa panameña de los Domecq sigue todavía de alta, mientras que Almodóvar la dio de baja en 1994. Muchos medios pretendían así abrir el abanico ideológico de los implicados. Para la derecha, la aparición del cineasta servía para presentar el panorama plural desde el punto de vista político: “los rojos también están”. Ya se sabe que los tertulianos de la caverna meten en el mismo saco a Almodóvar, Ramoncín, Fidel Castro, Ana Belén, Willy Toledo, Sánchez Gordillo, Iñigo Errejón, Julio Anguita y Kim Jong-un.

Por supuesto había que implicar como fuese a los bolivarianos chavistas. Como no aparecía ningún alto cargo del gobierno venezolano El País titula “‘Venezuela’ aparece en 241.000 documentos de la filtración de Panamá” (5-4-2016). Pero no sabemos si Venezuela aparece para decir que sus bancos colaboran, que los clientes son opositores venezolanos o que en los despachos de Panamá se bebe ron venezolano. Por supuesto, ni se plantean cuántas veces aparecen otros países que no son Venezuela.

Fuera de España también la prensa queda en evidencia. En Argentina, el diario de derechas La Nación saca a Messi en portada pero ignora en un primer momento al presidente Mauricio Macri.

Siguen pasando los días y apareciendo nombres. Encontramos a la esposa del ex presidente Felipe González, Mar García Vaquero, quien gestionó una cuenta en Suiza a través de una sociedad afincada en un paraíso fiscal. El País nunca informó de ese nombre.

Han ido surgiendo muchas personalidad, con variada dedicación aunque todas en el mismo espectro sociopolítico: Vargas Llosa, Hernández Mancha, Rodrigo Rato, José Manuel Soria, Corinna zu Sayn-Wittgenstein, Bertín Osborne… La mayoría han reaccionado de similar forma, comienzan negándolo para después restarle importancia. Pero ha habido uno que ha embestido contra la libertad de información y el derecho ciudadano a saber qué personas públicas tienen relación con la ocultación de dinero en paraísos fiscales. El grupo Prisa y su principal directivo, Juan Luis Cebrián anunciaron acciones legales contra eldiario.es, elconfidencial.com y La Sexta por publicar que la exmujer del presidente de Prisa Teresa Aranda aparecía en los papeles de Panamá. Al final, una vez más, quienes más interés tienen en ocultar y más se indignan cuando las verdades salen a la luz son los que dicen representar a la libertad de expresión.

AVN

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve