Noticias

17.Dic.2014 / 09:21 am / Haga un comentario

Foto: AVN

El juramento de liberar la Patria de las cadenas que la oprimían hecho por el comandante Hugo Chávez, junto a un grupo de oficiales, hace 32 años ante el histórico Samán de Güere, en el estado Aragua, el 17 de diciembre de 1982, se mantiene más vivo que nunca en la Revolución Bolivariana.

El milenario árbol, transformado hoy en Monumento Nacional, está ubicado en la parroquia Samán de Güere, municipio Mariño, justo en la avenida Intercomunal Santiago Mariño, en la zona central del país, a 99 kilómetros de Caracas, capital de la República.

Es el paso obligado de cientos de aragüeños y de quiénes llegan a estas tierras desde Los Llanos. En el recinto se encuentra una gigantografía de Hugo Chávez, con la proclama de 1982, que es letra viva para los revolucionarios.

La energía y el patriotismo que irradia este monumento se mantiene en el Cuartel de la Montaña 4F, en Caracas, donde el 5 de junio de 2013, el presidente Nicolás Maduro en honor al comandante Hugo Chávez, plantó un árbol, nieto del Samán de Güere e hijo del Samán que está en el patio de la Academia Militar de Venezuela, que es uno de los samanes históricos donde se juramentó el Movimiento Bolivariano Revolucionario 200 (MBR-200).

El juramento

El MBR-200 nació en las filas de la Fuerza Armada el 24 de junio de 1983, un año después del juramento al Samán de Güere, justo en el ducentésimo aniversario del natalicio del Libertador.

“Juro por el Dios de mis padres, juro por mi Patria, juro por mi honor, que no daré tranquilidad a mi alma ni descanso a mi brazo hasta no ver rotas las cadenas que oprimen a mi pueblo por voluntad de los poderosos. Elección popular, tierras y hombres libres, horror a la oligarquía”, fueron los votos del entonces capitán Hugo Chávez, junto a Felipe Acosta Carlez, Jesús Urdaneta Hernández y Raúl Isaías Baduel.

Es así como el juramento ante el Samán de Güere, se convirtió en la génesis de la Revolución Bolivariana. Este emblemático árbol, que dio sombra al Libertador Simón Bolívar, cuando estuvo con sus tropas por Aragua en la lucha por la independencia, también fue testigo del juramento de lealtad de Hugo Chávez, después de casi dos siglos de historia y traiciones al ideario de Bolívar.

Despertar de Patria

Aragua, cuna de la Revolución Bolivariana, vio levantarse en los cuarteles una generación de jóvenes oficiales, decididos a rescatar a Venezuela de los gobiernos de derecha en la cuarta república, ejecutores de políticas neoliberales dictadas por el imperialismo estadounidense que sentenciaron a la mayoría del pueblo a vivir en la pobreza y la desesperanza.

El mayor José Arias, uno de los jóvenes militares que se alzó contra el gobierno de Carlos Andrés Pérez, en la Rebelión Cívico Militar del 4 de febrero de 1992, define el juramento al Samán de Güere como el despertar del pueblo y de la Patria, casi 200 años después de independencia.

“Es por ello, que el juramento de Hugo Chávez es la continuidad del juramento hecho por Simón Bolívar ante el Monte Sacro, en Roma, el 15 de agosto de 1805, ambos vinculados con la liberación e independencia de los pueblos”, expresó en entrevista con la Agencia Venezolana de Noticias (AVN).

Al recordar el juramento al Samán de Güere, Arias señala que el compromiso adquirido por Hugo Chávez aquel 17 de diciembre se materializó con el nacimiento de la quinta República, el 15 de diciembre de 1999, tras la aprobación popular de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela.

“Estos 32 años del juramento nos reafirman la vigencia de nuestra independencia y soberanía por encima de cualquier imperio. Esto nos permite rechazar la injerencia del gobierno norteamericano, al pretender sancionar a nuestros funcionarios venezolanos con la aprobación de una Ley”, dice en referencia a los recientes ataques del Gobierno de Estados Unidos contra Venezuela.

En estos 32 años de historia, compromiso y lucha, se mantiene vivo el proyecto bolivariano de independencia, soberanía y justicia social, por lo que los revolucionarios reafirman su compromiso con el Gigante Hugo Chávez ante Samán de Güere, testigo de batallas y victorias.

AVN

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve