Noticias / Opinión

24.Ene.2017 / 12:19 pm / Haga un comentario

Foto: Con el Mazo Dando

Foto: Con el Mazo Dando

Toda Venezuela ha sido testigo durante los últimos 20 años de la actitud de los políticos que conforman los sectores de la derecha venezolana, en la cual, aunque no lo reconozcan la mayor parte de sus seguidores, se observa una tendencia sostenida hacia la mediocridad e incapacidad que perturba al país y a la escena socio-política nacional.

Ante esta realidad, casi todos estos sectores políticos han optado por el desarrollo de una estrategia sucia, donde reina el chisme, la mediocridad, la burla y en concreto los intereses económicos más mezquinos representados en pequeños grupos de nuestra sociedad.

Lamentablemente, al pasar de los años y a medida que la revolución ha derrotado dichas estrategias, ha hecho sentir impotencia por su incapacidad profesional y política, han centrado ahora sus ataques cada vez más a través de la vía del sabotaje y el chisme; el cual aparece en el diccionario de la Real Academia conceptualizado como el “Daño o deterioro que en las instalaciones, productos, etc., se hace como procedimiento de lucha contra los patronos, contra el Estado o contra las fuerzas de ocupación en conflictos sociales o políticos”. Un concepto que le cae como anillo al dedo a la majunchería venezolana.

Entre las estrategias sucias más aplicadas de este periodo de revolución y que diversas investigaciones ya han comprobado, se encuentran las siguientes: 1) Contratación de criminales (pranes mercenarios como El Picure) o delincuentes jóvenes para llevar a cabo “asesinatos” contra ciudadanos y ciudadanas del pueblo de todas las escalas sociales; 2) Propagación de rumores para desestabilización; 3) Incitación al odio a través de mensajes subliminales; 4) Acaparamiento de alimentos y productos más demandados; 5) Paralización de la industria petrolera estatal PDVSA. y 6) Explosiones en sectores de las refinerías; entre muchas otras.

Realizar una lista de todo sería interminable, pero en especial nadie debe olvidar el sabotaje criminal e irresponsable más extenso y perjudicial que haya visto la humanidad hace 14 años, como lo fue el paro de PDVSA; también hemos sido testigos que solo entre 2015 y el recién finalizado 2016, se presentaron más de 60 sabotajes en instalaciones eléctricas, también hemos atestiguado las trabas internacionales que impidieron que los nuevos billetes pudieran ser trasladados al país en el tiempo estimado, esto a la par del derrumbe del sistema electrónico porparte de las agencias bancarias. Finalmente la estrategia más ridícula pero también las más dañina, la del chisme y el rumor, recomendada por el venezolano más mediocre y derrotado llamado J.J. Rendón, quien dirigió la campaña en la cual el comportamiento que tuvo el rumor negro inició el año pasado con operaciones en comercios en los Estados Bolívar y Amazonas, a la vez que los medios de derecha imponían la matriz del “saqueo” confundiendo a muchos compatriotas.

Gracias a la lucha del pueblo se ha neutralizado la mayor parte de esta estrategias, pero el costo en salud que queda en muchos compatriotas disociados debe llamarnos a la reflexión, los dirigentes de la Revolución desarrollar estrategias para frenar estos males y el pueblo batallar por la conciencia de nuestros hermanos y hermanas de la Patria.

EDUARDO J. RIVERO

eduardokemp@hotmail.com

Con el Mazo Dando

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve