Francisco Rangel Gómez / Opinión

11.Ene.2015 / 05:31 pm / Haga un comentario

DEBATE

Por: Francisco Rangel Gómez

@rangelgomez

La paz y la concordia deben prevalecer entre los venezolanos que asumimos el compromiso de rescatar nuestra economía, entre quienes creemos en las potencialidades de nuestra Patria y hacemos votos por el impulso del aparato productivo que nos haga definitivamente autosustentables; son grandes razones que este año se imponen como premisas del Gobierno Nacional y que todas y todos tenemos la responsabilidad de acompañar desde la esencia emprendedora que nos caracteriza, somos un Pueblo trabajador; hoy más que nunca el país clama unión.

La tendencia política no justifica la violación de la democracia ni la omisión de nuestras responsabilidades como ciudadanos, cuando nos hacemos partícipes de la violencia, que solamente el año pasado causó más de cincuenta compatriotas muertos y cuantiosas pérdidas materiales, estamos cercenando el derecho de millones de venezolanos que merecen vivir en paz, coartando el desarrollo de la Patria, arriesgando la democracia que es ejemplo para el mundo con acciones que en muchos casos pretenden la intromisión extranjera.

No podemos arriesgarnos a vivir un espiral sin retorno, la violencia sólo descarrilará los propósitos que anhelamos como patriotas; debemos sumarnos a la causa que en este momento motiva al Presidente Nicolás Maduro a cumplir una agenda de trabajo internacional por auspiciar las metas propuestas, los proyectos que consolidarán la nación potencia y erradicarán definitivamente la guerra económica que pretendió retar a nuestra soberanía.

Enfrentamientos, barricadas, guarimbas y muertes solamente atraería la desgracia y el retroceso de una sociedad en plena efervescencia, es el momento de prepararnos para asumir el sendero de la economía productiva, ésa que impulsa las iniciativas de emprendedores y emprendedoras, nuevas alternativas de producción que reemplacen la economía estrictamente petrolera y nos induzcan al desarrollo endógeno, con miras a la exportación, al mercado internacional y todos esos grandes sueños que nos hemos propuesto cumplir.

Es ahí donde radica la importancia de la unidad de todos los factores que hacemos Nación. Las banderas políticas se retoman en el tiempo que lo establece un cronograma de rigor democrático sin que esto atente contra nuestra esencia como Pueblo esperanzado, que lucha por grandes ideales.

En este proceso por hacer Patria de todos y todas hemos procurado el espacio para el debate continuo en la búsqueda de escucharnos y llegar a consensos desde el diálogo permanente, desde la libertad de expresión en medios de comunicación y difusión, desde el pluralismo político; porque creemos fervientemente en el país que sólo avanzará en la unidad de todas sus partes, no solamente entre las fuerzas que comparten una ideología política; la unidad va más allá de la retórica, es la necesidad absoluta de desarrollo, es el auge de la educación, de la salud, de las oportunidades, es la activación de todos los ejes en torno a los que se erige la felicidad absoluta de un Pueblo que espera la cristalización de esa necesidad, porque Compatriotas, la unión es una necesidad inherente a la Patria.

La lucha no es hacer prevalecer una opinión y que algunos sectores recurran hasta la violencia por hacerse sentir como “mayoría” que quiere imponerse a la fuerza. La verdadera lucha Patriota debe incentivar la conciencia civil, de amor por nuestra nación, de madurez política que permita discernir las necesidades de un Pueblo y la consolidación de soluciones en la búsqueda de la imperante estabilidad social.

Viviremos y venceremos!

 

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve