Memorias / Noticias

Francisco de Miranda en La Carraca

El 5 de enero de 1814, el General Francisco de Miranda fue encarcelado en un calabozo del Fuerte de las Cuatro Torres, en el arsenal de La Carraca, en Cádiz, España.

Su encarcelamiento se dio en junio de 1812 en La Guaria, luego de que Juan Domingo de Monteverde y Rivas, en violación de la capitulación firmada en julio de 1812, ordenara el arresto de los partidarios de la independencia.

En 1813 fue trasladado a Puerto Cabello y luego, en 1814, fue confinado a la prisión de La Carraca, donde murió el 14 de julio.

Miranda participó en la lucha Independentista de Estados Unidos, en la Revolución Francesa y las guerras de Independencia Hispanoamericana contra el yugo español.

Su principal proyecto político fue liberar a América del dominio colonialista de la Corona española y fundar la República de Colombia.

“Fue el primer sudamericano en visitar la ignota Rusia y otros lejanísimos lugares. Reyes, príncipes, zaranitas, sabios y artistas conocieron por primera vez por boca de este hombre, de las inmensas riquezas de América, de la inteligencia de sus habitantes y de la injusta situación que les impedía ocupar en el mundo el sitial que merecían”, reseña la historiadora Carmen Bohózquez.

En 1773, en Cádiz, Miranda ingresa al Ejército Real de España, al cual sirvió durante 10 años en misiones como la Toma de Pensacola (1781), la capitulación de los ingleses en Las Bahamas (1782) y la gestión de un acuerdo de intercambio de prisioneros con los ingleses de Jamaica, por la cual se ordenó su arresto.

Miranda logró huir de la persecución española el 1º de junio de 1783 embarcándose hacia Estados Unidos.

El 1º de febrero de 1785 llega a Londres, Inglaterra, con la intención de conseguir financiamiento para emprender la campaña de liberar la América meridional del dominio español.

Durante 4 años (1785-1789), emprende un largo viaje a través de Europa. Visita parte de Holanda, Prusia, casi toda Italia, Alemania, Francia, Suiza, Bélgica y Grecia. Pasa al Asia Menor y al Imperio Turco (Constantinopla). En Kiev, el 14 de febrero de 1787, es presentado a Catalina de Rusia que hace de él uno de sus predilectos y le autoriza a utilizar el uniforme del ejército ruso. En este período el gobierno de Madrid hace vigilar a Miranda, preparando su extradición. Para escapar a las persecuciones de la corona española, usa el nombre de Monseiur Meyrat. El 18 de junio de 1789 regresa a Inglaterra donde reanuda conversaciones con el Primer Ministro William Pitt, sobre la proyectada emancipación de Hispanoamérica, presentándole planes y estudios de operaciones militares en América. La indiferencia de Pitt ante sus planes, obligará a Miranda a buscar nuevos horizontes para la realización de su ideal independentista continental.

Para 1806 emprendió una expedición con el fin de liberar el territorio de Venezuela del yugo español, pero que fracasaría temporalmente. Ya con la proclamación de autonomía que hicieron las provincias unidas de Venezuela en 1810, una comisión, en la que estaba Simón Bolívar, fue enviada a Londres para traer a Miranda, cuyas ideas se impusieron en las discusiones del Congreso Constituyente que declaró la Independencia de Venezuela, el 5 de julio de 1811.

“Hacia la última década del siglo XVIII, su resistencia ante el poder español le había convertido en un símbolo de libertad, y para aquellos que en América habían comenzado también a pensar en la independencia de las colonias hispanoamericanas, Miranda fue el modelo a imitar y el maestro a escuchar”, precisa Bohórquez.

AVN

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve