Memorias / Noticias

16.Oct.2015 / 09:12 am / Haga un comentario

Foto: Archivo

El escritor, revolucionario, poeta y político venezolano, Rufino Blanco Fombona falleció el 16 de octubre de 1944 en Buenos Aires, Argentina, ahí vio la luz por última vez a sus 70 años de edad. Solo dejaría sus versos, sus letras, sus libros para recordarlo como el gran literario que fue y quien a su vez, pudo colocar su nombre en la lista de letrados que pudieron recibir el Premio Nobel de Literatura, en 1928.

De la misma manera se desempeñó como político, fue cónsul de Venezuela en Filadelfia durante la Revolución Legalista en 1892. De regreso a Venezuela se incorporó como colaborador de El Cojo Ilustrado. Luchó contra los regímenes de Cipriano Castro y Juan Vicente Gómez, debido a ello Fombona padeció en prisión entre 1909 y 1910, al ser uno de los primeros venezolanos en criticar el gobierno de Gómez, Al salir de prisión, parte al exilio en Europa donde vivió 26 años y se dedicó a una amplia labor editorial.

Su exilio lo llevó a vivir en París (1910-1914), y luego en Madrid (1914-1936). En España continuó su labor como escritor y fundó la Casa Editorial América en 1916, pensada para la difusión de autores y de libros olvidados con prólogos detallados y notas ilustrativas. Al terminar la dictadura gomecista, Rufino Blanco Fombona regresó a su patria en 1936 y en 1939 fue incorporado a la Academia de la Historia.

Divulgó las mejores obras literarias y fue el maestro del modernismo en Venezuela, ejerciendo una notable influencia en Latinoamérica. Entre sus más grandes obras se encuentra: Camino a la imperfección: Diario de mi vida (1933), en la cual recitó sobre la muerte y lo que quisiera que en algún momento se dijera en su lecho. Otras de sus obras son: Patria (1895), Pequeña ópera lírica (1904), El Hombre de Hierro (1910), Grandes escritores de América (1917), La lámpara de Aladino (1921), El modernismo y los poetas modernistas (1929).

Con el Mazo Dando

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve