Francisco Rangel Gómez / Opinión

20.Sep.2015 / 05:54 pm / Haga un comentario

DEBATE

Por: Francisco Rangel Gómez

Desde Venezuela han surgido esfuerzos extraordinarios para hacer tangible y sostener la unidad en América Latina, la creación de la UNASUR, la CELAC, PETROCARIBE, ALBA partieron de un Venezolano visionario y gigante precursor de la unidad que hasta hace una década y media parecía utópica; hablar del encuentro de nuestros gobiernos para articular políticas conjuntas que permitieran la estabilidad del continente y su fortaleza frente a la amenaza constante de las ‘potencias’ es una realidad gracias al empeño de Venezuela.

Hoy se consolida otra respuesta contundente de nuestra siempre disposición al diálogo para asumir y enfrentar juntos los problemas que aquejan a nuestros Pueblos. Lejos de la retórica y con ganas de seguir trabajando por consolidar la unión de dos países hermanos, vuelve nuestro Presidente Nicolás Maduro a protagonizar un encuentro en el que los ojos del mundo se centran en nuestra Patria, donde volveremos a demostrar nuestra integridad y nuestra MORAL.

La digna participación en la Cumbre de las Américas acompasado con la recolección de firmas contra el decreto de Barack Obama (que nos sentencia como una ‘amenaza’) y cada uno de los pasos que ha dado el Gobierno Nacional para hacer valer los derechos y la soberanía del territorio Venezolano, han sido trascendentales oportunidades para unirnos en una sola voz, sin distinciones partidistas, solamente con el sentimiento por el tricolor patrio en el corazón.

El encuentro con el Presidente Santos que se dará hoy en Quito no es distinto a los eventos mencionados, es fundamento en la defensa de nuestra tierra y es deber de todos los Patriotas respaldar el trabajo que con valentía y entereza estará llevando adelante el Presidente legítimo de Venezuela en el encuentro con el Presidente Colombiano para sentar las bases y asumir una agenda de trabajo donde impere el respeto, la tolerancia, así como el derecho que tenemos de resguardar los intereses de nuestra Patria, sentar mecanismos que disciplinen de una vez y para siempre el espacio fronterizo por el futuro soberano de nuestros hijos e hijas.

Reconozcamos el esfuerzo que significa encarar una situación que tiene décadas ocurriendo, hacerle frente a los tantos flagelos que sucedían en una frontera amañada que amenazaba nuestra economía y el desarrollo del país. Esperamos el acuerdo oportuno y la colaboración absoluta del gobierno colombiano en esta oportunidad para establecer reglas de convivencia; así como ellos han contado con nuestro apoyo irrestricto cuando ha sido necesaria, por ejemplo, la intervención de nuestra Fuerza Armada para hacer frente a los paramilitares colombianos detectados en nuestro territorio que hace frontera.

Así como seguiremos mostrando nuestra preocupación por el Pueblo Colombiano que enfrenta la presencia de siete bases norteamericanas instaladas en su territorio, cuyos soldados gozan más allá de libertad, del libertinaje, otorgado por el gobierno y que les permite incluso amedrentar a cualquier ciudadana o ciudadano colombiano con la certeza de que sus delitos no serán juzgados.

Somos Patrias Hermanas, honramos la misma historia, las mismas tradiciones, venimos de las mismas luchas; fue un Venezolano quien libertara a Colombia del imperialismo, así nos unen muchísimos lazos que respetamos y debemos seguir manteniendo.

En nombre de la paz, el respeto, la ineludible cercanía, los derechos humanos que este país ha hecho prevalecer en el Pueblo Colombiano que reside en Venezuela, no desmayaremos en el intento de diálogo y de la diplomacia, por eso todos los compatriotas respaldamos y acompañamos hoy la heroica y legítima acción de Nicolás Maduro, como Presidente, en nombre de los intereses de todas y todos los Venezolanos que una vez más viviremos y venceremos!

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve