Eduardo Piñate / Opinión

8.Dic.2014 / 09:55 am / Haga un comentario

Por: Eduardo Piñate R.

Se cumplen dos años de la histórica alocución del Comandante Supremo Hugo Chávez al pueblo venezolano el 8 de diciembre de 2012. Suerte de proclama colmada de reflexiones, directivas, instrucciones y órdenes a todo el pueblo y a sus fuerzas de vanguardia, para garantizar la continuidad de la revolución.

El 8 de diciembre de 2012 el Comandante Supremo de la Revolución Bolivariana, reflexionó sobre el tiempo revolucionario transcurrido y trazó las líneas de futuro, previó peligros, amenazas y también nos dejó las instrucciones para enfrentarlas y derrotarlas.

En primer lugar, consciente como estaba de la gravedad de su salud, nos orientó que ante la posibilidad de su ausencia física, eligiéramos al camarada Nicolás Maduro como presidente de la República. Esta orientación fue cumplida con creces por todo nuestro pueblo, Nicolás no sólo fue elegido presidente, sino que viene siendo acompañado por todo nuestro pueblo que lo ha asumido como el presidente obrero e hijo de Chávez, y hoy por hoy es el líder de nuestra revolución.

El Comandante Supremo ese día previó las dificultades y las evidenció cuando nos dijo que no faltarían quienes tratarían de aprovechar situaciones adversas para destruir la Revolución Bolivariana. El Comandante tuvo claro siempre que el enemigo se lanzaría con todas sus fuerzas apenas percibiera su situación. Y así fue, las fuerzas reaccionarias, que iniciaron su contraofensiva apenas percibieron la enfermedad del Comandante Supremo, incrementaron su accionar tras su desaparición física. No han dado un instante de tregua tratando de destruir y entregar la Patria. Pero se han encontrado con un pueblo unido y una dirección revolucionaria formada por el Comandante Chávez y liderada por Nicolás Maduro, que los ha enfrentado y los viene derrotando.

Frente a las dificultades y la contraofensiva imperialista, el Comandante Chávez fue enfático cuando nos llamó a sostener la unidad como valor fundamental para vencer la política y la acción de la contrarrevolución y para avanzar en la construcción de nuestro Socialismo Bolivariano y Chavista.

La síntesis de tal planteamiento está en el llamamiento del Comandante Chávez a la Unidad, Lucha, Batalla y Victoria, que más que una consigna es un mandato para mantener la patria y el pueblo que ya tenemos, luego de 15 años de construcción revolucionaria.

A dos años de aquella noche y de aquel discurso del sábado 8 de diciembre de 2012, el último que dirigiera en vida a su pueblo y a todos los pueblos del mundo, podemos afirmar que nuestro pueblo y sus organizaciones de vanguardia, con el PSUV y el presidente Nicolás Maduro a la cabeza, seguimos manteniendo muy en alto las banderas de redención social y nacional (con sentido de Patria Grande) que enarboló el Comandante Supremo toda su vida y luchamos por hacer realidad el programa Bolivariano y Socialista que nos dejó como herencia en el Plan de la Patria.

Caracas, 8 de diciembre de 2014

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. Si quiere expresar alguna queja, denuncia, solicitud de ayuda u otro tema de índole general por favor envíe un correo a contacto@psuv.org.ve